Fondue

Las mejores recetas de fondue

Fondue de queso

Muy popular en las fiestas y eventos, el fondue se ha convertido en un plato muy chic que compartir con los amigos. La más extendida es la de queso, con una salsa de varios quesos, vino blanco y maicena entre otros ingredientes.

Lo mejor es utilizar quesos suizos, pero puedes hacer tus propias versiones más modernas con quesos internacionales. lo importante es que esté a tu gusto.

Fondue de queso

INGREDIENTES

  • 1 diente de ajo
  • 250 ml de vino blanco seco
  • 1 cucharada sopera de zumo de limón
  • 250 gr de queso Gruyere rallado
  • 250 gr de queso Emmental rallado
  • 2 cucharaditas de maicena
  • 1 cucharada de Kirsch
  • Pimienta blanca al gusto
  • Mostaza seca a gusto
  • Nuez moscada a gusto
  • 1 pan francés

ELABORACIÓN

  1. Frotamos un ajo partido por toda la superficie del recipiente de la salsa.
  2. Ponemos el recipiente a calentar a fuego lento y vertemos el vino y el zumo de limón.
  3. En un bol, rallamos y mezclamos los quesos, espolvoreamos la maicena en la parte superior y volvemos a mezclar hasta que los quesos estén impregnados de la maicena.
  4. Vamos añadiendo le queso al vino caliente, removiendo lentamente en forma de zig zag hasta que el queso se haya derretido por completo. Este proceso lleva su tiempo. No hay que batir demasiado rápido ya que podemos provocar que el queso quede muy fibroso. Dejamos que se derrita antes de añadir el siguiente puñado.
  5. Una vez que todos los quesos estén derretidos, vertemos el kirsch, la pimienta blanca, la nuez moscada y la mostaza seca, en las cantidades que queramos (siempre podemos modificar los condimentos al final).
  6. Llevamos el recipiente a la mesa o transferimos su contenido a una vasija especial para fondue. Si el recipiente tiene un quemador debajo, mantenemos la llama baja para que únicamente mantenga la temperatura.
  7. Troceamos el pan francés y lo servimos para que todos los comensales puedan mojarlo en la salsa. También podemos servir verduras cortadas como brócoli, zanahorias, espárragos o cualquier verdura que quede bien con queso.

CONSEJOS

La sidra, zumo de manzana o el champán, pueden ser buenos sustitutos del vino en cualquier receta de fondue de queso.

El pan es mejor si es del día antes, ya que se quedará más tieso y tendrá la consistencia firme que necesitamos para mojarlo. Una o dos horas antes de servirlo, lo partimos en trozos para que se quede más duro por todos los sitios y no se rompa cuando lo pinchemos. Una vez que mojemos el pan en el queso caliente, el pan se ablandará sin problemas.

También se podría escaldar brevemente las verduras para suavizarlas y hacerlas más agradables.

Si hay algún comensal que es intolerante al gluten, utiliza un pan sin gluten.

Y para después de la fondue, un postre que le viene perfecto por sus propiedades digestivas es una mousse de limón.